Cómo se reconfiguraría el oficialismo en el Concejo ante la elección de Gabriela Brouwer como diputada nacional

Locales 15 de noviembre de 2021 Por Tribuna
El concejal Rafael Prado suena como el sucesor natural para la Presidencia del cuerpo deliberativo.
LOCALES-PRADO
Rafael Prado aspira a presidir el Concejo Deliberante, el cargo que deja vacante Gabriela Brouwer

La elección de la concejal Gabriela Brouwer de Koning como diputada nacional de Juntos por el Cambio, impactará dentro del bloque de concejales radicales y en el pleno de cuerpo, obligando a una reconfiguración de sus autoridades. 
   

Ante la ratificación del triunfo histórico de esa fuerza opositora liderada por Luis Juez y Rodrigo de Loredo, se comenzará a discutir un nuevo esquema de cargos y de trabajo en el oficialismo legislativo local.
   

Brouwer ya prepara las valijas para instalarse en Buenos Aires (jurará como diputada el mes que viene) y no solo deja vacante en Río Tercero su lugar como concejal, sino también la presidencia del cuerpo. Gabriela deberá renunciar o tomar licencia en Río Tercero. 
   

De acuerdo al orden de la lista local de la elección 2019, sería suplantada para completar el mandato hasta 2023 por Adriana Linares, quien proviene del espacio interno que lidera María Luisa Luconi. 
   

Con esta configuración, de los seis ediles que integran el bloque radical, tres seguirían respondiendo en forma directa al intendente Ferrer (Rafael Prado, Javier Lunari y Nadia Atensia), mientras que los tres restantes (Silvia Italiani, Horacio Yantorno y Linares, si asume) al sector interno de Luconi. 
   

Prado tiene aspiraciones concretas para ocupar la presidencia del Concejo y en su entorno apuntan que sería la sucesión natural en función del esquema de representación actual. 

Sin embargo no está dicha la última palabra. Luconi plantearía ese lugar para un concejal de su sector (¿Horacio Yantorno?).
   

La presidencia del cuerpo no solo es clave en el manejo de la agenda legislativa y de gobernabilidad para el oficialismo, sino en la línea de sucesión: es el segundo cargo de importancia institucional luego del intendente. La negociación incluiría la presidencia del bloque radical, actualmente en manos de Prado.
   

Luconi compitió con Ferrer en las PASO de 2019, y logró incorporó dos concejales. Ferrer ganó esa interna y se convirtió en el candidato de la UCR. Ahora, con el triunfo del domingo del espacio que ayudó a armar y del cual fue jefe de campaña, resultó políticamente fortalecido. Pero nada aseguraría que no enfrente resistencias internas en el probable futuro Concejo. 
   

Ferrer asegura que su futuro es una nueva postulación para reelegir en 2023. Sin embargo, los rumores sobre una posible candidatura a vicegobernador acompañando a Juez, podrían encender la interna antes de tiempo. Algunos atribuyen esa versión a una operación del PJ, para comenzar a esmerilar el vínculo con De Loredo. 

TriunfoJuntos por el Cambio sumó, en Río Tercero, cuatro puntos más que en las PASO


De todas maneras, la importancia de ayer concentró todos los esfuerzos de campaña. Y las expectativas son enormes para el futuro del país y de Juntos por el Cambio. 

Comenzaría así a construirse un nuevo esquema de poder y de representatividad de Córdoba en el Congreso Nacional, con los tres senadores nacionales opositores al gobierno de los Fernández, y las nueve bancas de Diputados en juego, posiblemente repartidas entre tres fuerzas políticas.    

gabyGabriela Brouwer de Koning fue electa diputada nacional

Boletín de noticias