El radicalismo se encolumna detrás de la figura de Martino

Locales 16 de junio de 2018 Por
El radicalismo local volvió a repetir la fórmula de unidad para evitar la interna partidaria y ensayó, de ese modo, un esquema que lograría mostrar a todos sus referentes juntos para 2019. O al menos los grupos más representativos.
LOCALES-MARTINO

En esta ocasión el gran "ordenador" de un escenario que se presentaba por demás atomizado, fue el intendente Alberto Martino, quien se metió de lleno en la pulseada e hizo valer su peso político.
El jefe comunal se ubicó como cabeza de la lista de unidad del partido y se convertirá en el próximo presidente del Comité de Circuito de Río Tercero, evitando la elección interna del 22 de julio.
El martes (al filo del último plazo de presentación de listas) los sectores internos lograron sellar el acuerdo con el empuje de Martino, luego de la efímera intención del exvocal del Tribunal de Cuentas Adrián Scoppa de presentar su propia nómina de autoridades para el Comité y su intención de presidir el partido.

Nuevo espacio
Scoppa y algunos seguidores formaron el espacio "Movimiento Alfonsinista Asamblea Radical", desde donde pretendían suceder a la conducción actual encabezada por el exconcejal Juan Manuel Bonzano, quien avisó que no tenía intenciones de repetir mandato para dedicarse a construir su precandidatura a intendente.
Esta suerte de renovado alfonsinismo, no sin una cuota de nostalgia, se posiciona contraria a la alianza Cambiemos, que la UCR integra a nivel nacional y provincial, y aún no descarta conformar en esta ciudad.
El intendente Martino finaliza su mandato en el radicalismo departamental (será sucedido por el intendente de Hernando Gustavo Botasso, integrante de Cambiemos y con fuertes vínculos nacionales) y ordenó la interna local.
Todos los sectores quedaron representados en la lista de unidad, a excepción del sabattinismo que ayer emitió un duro documento sobre el acuerdo partidario, deslizando que la proclamación del intendente al frente del partido no respetaría los preceptos de la Carta Orgánica de la UCR (ver página 2). Su líder, Marcelo Prado, mantiene una posición crítica al gobierno comunal y de cierta cercanía con grupos opositores como el Frente por Río Tercero que representa Juan Pablo Peirone.
Así, el grupo de Scoppa cedió sus aspiraciones y consiguió una de las vicepresidencias en las que asumirá la exconcejal Susana Dotta. En tanto, la vicepresidencia primera quedará a cargo de Rafael Prado, secretario de Gobierno y uno de los jóvenes del entorno más próximo a Martino. El resto tendrá participación a través de las secretarías que terminan conformando la conducción de la UCR. En el puesto uno de la extensa lista de secretarías, se lee el nombre de Horacio "Tito" Picatto a quien Bonzano postulaba para presidir el Comité y se ubicaba en la vereda contraria al proyecto de "radicalismo puro" que pretendía Scoppa.
Por otra parte, facilitarle el terreno a Scoppa originaría un riesgo mayor para las probables chances al armado de Cambiemos en Río Tercero. El también exconcejal es uno de los principales críticos dentro de la UCR local a la alianza con el Pro y el presidente Mauricio Macri.
Evitar la interna era el primer paso a lograr, ya que el radicalismo es consciente que ese juego democrático en el que el afiliado tiene la última palabra con su voto, no cierra las heridas sino que las profundiza y ocasiona más divisiones: con 16 años de gestión al frente del Municipio y lógico desgaste, es central para el partido evidenciar unidad para el turno electoral de 2019 que no sería sencillo de sortear.
Solo basta repasar las últimas declaraciones del secretario de Obras Públicas Marcos Ferrer, y aspirante a una precandidatura, cuando deslizó que la unidad del radicalismo sería esencial para seguir en el poder municipal.
"Nunca voy a fomentar la división y no voy a participar de un proyecto político que nos lleve fragmentados o disgregados y no nos lleve a todos unidos. Ese sería el peor error que podríamos cometer", había manifestado Ferrer a TRIBUNA, para añadir sin anestesia que "de lo contrario vamos a quedar muy expuestos a que otro proyecto logre consenso y gobierne la ciudad".
En tanto, Scoppa destacó que las posiciones de su grupo estarán representadas en el Comité y tanto el concejal Luis Brouwer de Koning como la presidenta del Concejo Deliberante María Luisa Luconi, destacaron las condiciones de consenso brindadas por Martino.
La lista completa consensuada es la siguiente: Alberto Martino (presidente), Rafael Prado (vice primero), Susana Dotta (vice segunda), secretarías: Horacio Picatto, Liliana Sassaroli, Gabriela Brouwer de Koning, Raúl Bertalot, Macarena Torres, Jorge Rosso, Marita Zaragoza, Ezequiel Caudana, Alejandro Favot, Adrián Pederzini, Silvana Jaime, Raúl Lescano, Belén Díaz, José Picabea y Cecilia Destefanis.

Boletín de noticias