Leonardo Kopp: "Quiero hacer algo por la ciudad y no quedarme sólo con la crítica"

Regionales 16 de junio de 2018 Por
El joven empresario del transporte, Leonardo Kopp, manifestó aspiraciones de trasladar experiencias recogidas en el sector privado hacia la función pública. Por el momento, no se refirió a candidaturas pero entiende que puede "hacer algo por la ciudad, sin limitarse a la crítica".
Koop

Leonardo Kopp admite que no es momento para hablar de candidaturas pero sí para ir manifestando el deseo de postular su intención de "hacer algo de la ciudad, sin quedarse en la crítica".
Con 37 años y paso por algunas instituciones pero sin antecedentes en la política, Leonardo Kopp está convencido que su experiencia en el sector privado puede trasladarse a la función pública.

"Tengo claro que lo público no funciona igual y también es necesaria la experiencia política, pero lo que ocurre en el sector privado, donde cada día hay que pensar en sostener lo que uno tiene y sacar rédito a cada negociación, se puede trasladar", afirma.

Audacia pero con responsabilidad para prestar un buen servicio, parece ser la fórmula elegida por Kopp para sentar las bases de su crecimiento empresarial.

Persiguiendo oportunidades de progreso, debió dejar Almafuerte, hace algunos años, y las encontró en la Central Nuclear de Atucha, en la provincia de Buenos Aires. Hasta allí llegó para trabajar en el área de montaje eléctrico, pero al poco tiempo advirtió la necesidad de transportar a los operarios y sumó ese servicio, completando jornadas de muchas horas de trabajo, recuerda.

"Estuve en varios lugares pero siempre tenía en la cabeza, volver a Almafuerte", afirma.
Con contactos ya más "aceitados", logró volver a la región para prestar el mismo servicio en la Central Nuclear de Embalse y así estar más cerca de su ciudad.
Visión política

Su apellido está vinculado a la historia política de la ciudad, ya que su tío Alfredo Kopp, fue intendente en la década del 80.

Leonardo mantiene esa corriente política como herencia familiar pero es consciente del escenario actual en Almafuerte, donde aún se busca lograr una unidad partidaria.
Atento a eso, el joven empresario rechaza enarbolarse bajo la bandera de Cambiemos o la Unión Cívica Radical, tras el anhelo de formar una cohesión lo suficientemente sólida para transformarse en alternativa electoral con chances, el año próximo.

"Quiero integrar un equipo de personas que trabaje por un objetivo, si son buenas ideas para la ciudad, no interesa de qué partido vengan", afirma.
No obstante, asegura que "se está haciendo un esfuerzo grande" para crear una lista de unidad, que nuclee a todo el radicalismo de Almafuerte.
"El crecimiento de la ciudad viene muy lento. Uno se aburguesa tras mucho tiempo en el poder", entiende Kopp.

"Creo que hay que hacer obras y proyectos a largo a plazo para un bien social. Existe un gran atraso en infraestructura y es lo que la gente más reclama", agregó.
En ese sentido hace una especial mención a las intenciones de posicionarse como destino turístico, advirtiendo: "No tenemos capacidad para recibir gente y explotar lo que tenemos".
Por otra parte, señala: "Los chicos que están estudiando en otras ciudades no pueden volver a Almafuerte porque no hay oportunidades y se desarman las familias. Yo lo sufrí y eso me empuja a hacer algo para que no pase más".

Finalmente, cierra su visión de la situación actual, apuntando a la "mayor llegada y cercanía con la gente", como uno de los principales déficits de las autoridades actuales.

Boletín de noticias