Con todos los precandidatos definidos, se lanza la campaña para las PASO municipales de junio

Locales 22 de abril de 2019 Por
Nueve listas se oficializaron esta semana en la Junta Electoral Municipal.
PRECANDIDATOS 2019

Las listas que se presentarán en las elecciones Primarias, Abiertas, Simultáneas y Obligatorias (PASO) de Río Tercero, terminaron de conocerse esta semana, tras el cierre de los plazos previstos y la oficialización por parte de la Junta Electoral Municipal. Son nueve finalmente las nóminas de postulantes a intendente, concejales y tributos de Cuenta, repartidos en siete espacios políticos diferentes. Solo la Unión Cívica Radical dirimirá sus candidaturas en una interna: en ese sector competirán el 2 de junio tres sectores: uno encabezado por el actual secretario de Obras Marcos Ferrer, otro liderado por la presidenta del Concejo Deliberante María Luisa Luconi y el restante por el secretario del Juzgado de Faltas y exconcejal Juan Manuel Bonzano. Ferrer encabezó la lista de ediles con Gabriela Brouwer de Koning, en un claro acuerdo político y programático con el exintendente Luis Brouwer de Koning, mientras que Luconi optó por Horacio Yantorno, ingeniero agrimensor, exconcejal y especialista en urbanismo. Nadia Atensia, militante radical, encabeza la lista de concejales de Bonzano.
Ferrer diferenció claramente a los precandidatos a ediles, con un marcado perfil político, del equipo de trabajo que presentó e irá al Ejecutivo, integrado por extrapartidarios y referentes sociales, profesionales e institucionales.
En el peronismo el escenario se presenta con varias particularidades. La lista "oficial" de Hacemos por Córdoba, respaldada por el Gobierno provincial, está encabezada por José María "Pe- cho" López. En este caso Ló- pez priorizó un acuerdo con el sector del vecinalista Nicolás Capellini, que pretendía ir por fuera con el sello del Partido Solidario. Capellini es el primer concejal de López y esa decisión le valió la expulsión de la fuerza que preside Carlos Heller a nivel nacional.
De todos modos, el acuerdo no alcanzó para lograr la unidad. Alejandro Schwander no competirá en Hacemos por Córdoba y decidió presentarse con su partido: Compromiso Federal. Priorizó su grupo de trabajo, pero planteó, al igual que Ezequiel Gaiazzi (de origen justicialista pero ahora dentro del Encuentro Vecinal Córdoba) una clara atomización de ese espacio. Es una buena noticia para el radicalismo. Tanto Schwander como López vienen creciendo en imagen e intención de voto, escenario que promete el quiebre de una eventual polarización entre el partido de gobierno y el Frente Todos.
Precisamente Todos lanzó oficialmente este semana la precandidatura de Juan Pablo Peirone. Tras jugar al misterio durante varios días, a Peirone lo convencieron para intentar, por tercera vez, llegar al Palacio 9 de Setiembre. Su lista fue presentada dentro de un sobre cerrado ante la Junta Electoral y los nombres se conocieron tras la oficialización. La estrategia (si la hubo) fue insólita, aunque muchos aseguran que mantuvieron en reserva la integración de la lista para evitar roces internos. El gran ganador fue el grupo radical Amadeo Sabattini, que logró el primer lugar para concejal con la actual edil Mercedes "Monona" Coquet. Los cargos expectables fueron ocupados por el Frente Cívico, el PRO y un sector del PJ. Quedó afuera de ese armado la Coalición Cívica y todos los actuales ediles del Frente, incluidos Danilo Cravero y Vanesa Crespo. En cierto modo Peirone planteó una suerte de renovación y oxigenación de su espacio, tras la salida del grupo Sabattini de la UCR. Peirone fue el gran armador, con marcado personalismo en esa decisión, incluyendo un nuevo perfil y excluyendo a antiguos aliados.
Fue sorpresiva la presentación de PAIS con el comerciante Antonio Diaz como precandidato a intendente.
El docente Cristian Primo competirá, en tanto, por el Partido Humanista.
De los nueve postulantes, solo tres se inscribieron simultánemente como primer concejal, la doble candidatura que permite la Carta Orgánica Municipal: Schwander, Gaiazzi y Primo. El resto se juega al todo o nada dentro de cada sector.