Nueve toma impulso para la etapa decisiva

Deportes 05 de marzo de 2018 Por
Tras cosechar una victoria y una derrota en su última gira, el plantel descansará hasta el 9 de marzo, pero luego llegará una seguidilla de cinco partidos en 20 días. Análisis del capitán Gastón Luchino.
DEPORTES - Luchino

VIDEO A MODO DE PRUEBA

A mitad de camino entre su última presentación y la próxima, el fixture le ofrece a Sportivo 9 de Julio la última pausa, antes de enfrentar una intensa seguidilla de cinco partidos en 20 días para cerrar la fase regular.
Sobre este "guiño" del calendario, Gastón Luchino reconoció: "En mi caso, traigo una dolencia en la rodilla izquierda y esto me va a permitir descansar, hacer fisioterapia y llegar de la mejor forma al próximo partido. Jeremías (Acosta) también anda con algunos problemas en la rodilla, por eso creo que nos va a venir bien pero hay que ver cómo se da después, porque también venimos con ritmo de competencia y te saca un poco".

"Aquí no ganarán"
El dato alentador para seguir subiendo en la tabla de posiciones que hoy lo encuentra en el lote de arriba, con 12 victorias y 7 derrotas, es que el equipo ya no saldrá de la provincia, solo deberá viajar a Oliva y los otros cuatro juegos serán en el José "Gordo" Albert.
"El torneo te coloca donde debés estar y lo bueno es que estamos compitiendo y dando pelea, sabiendo que hay un par de equipos que están mejor en cuanto a resultados, pero tenemos que enfrentarlos en casa", destacó el capitán de Nueve.
La vuelta a la competencia será de exigencia máxima para los dirigidos por Bernardo Lardone, ya que el próximo viernes 9 llegará Ferro Carril Oeste de General Pico (La Pampa), el líder de la División Cuyo.
"Es un equipo muy completo, con jugadores de experiencia. Se ha sumado Diego Alba, que no es poco, lo recuperaron a Pablo Orlietti, que también es un jugador de peso, y nunca jugamos contra ellos así. Veo un partido duro, parejo y que será clave para ver dónde estamos parados", anticipó Luchino.
Los antecedentes ante el conjunto pampeano son favorables, con un saldo positivo de dos victorias y una derrota. El primer cruce entre ambos terminó con victoria "Patriota" 85-78 en un final muy discutido por los visitantes, que sufrieron dos expulsiones. Posteriormente, en diciembre del año pasado, se enfrentaron dos veces el mismo fin de semana en Pico, repartiendo triunfos; 90-75 para el local y 76-73 para Nueve.
Una semana después de este juego, llegará San Martín de La Rioja, que si bien perdió terreno y difícilmente suba de su quinto lugar, cuenta con la particularidad de haberle ganado los tres partidos anteriores a Nueve, incluyendo la única derrota en Río Tercero. Finalmente, llegarán dos cruces muy prometedores con Independiente, el miércoles 21 en Oliva y el domingo 30 en Río Tercero, con una nueva visita de Jáchal de San Juan en el medio.

Buen recuerdo
Pero volviendo al pasado inmediato, Nueve completó la cuarta gira prevista de esta primera fase con idéntico saldo de victorias y derrotas. Tanto en noviembre como el pasado fin de semana, no pudo con Municipalidad de Junín (Mendoza), aunque esta vez estuvo mucho más cerca (68-74), y volvió a imponerse sobre el débil Jáchal de San Juan (65-59), más allá de algún sobresalto sobre el final.
Al margen de los resultados y el objetivo cumplido de traerse al menos un triunfo de la ruta, no es menos alentador, o quizás una consecuencia de ello, que las preocupantes lagunas defensivas que afectaban a Nueve -independientemente de la calidad del rival-, se hayan visto sensiblemente reducidas.
"Estoy conforme con el equipo tras el receso, creo que ha mejorado mucho la intensidad defensiva y los baches negativos están siendo cada vez más cortos. Hicimos mucho hincapié en eso. Quedan cosas por mejorar pero vamos por buen camino y estamos todos sanos, que es importante", remarcó el nacido en Río Cuarto.
En cuanto al juego ofensivo, se ha observado un equipo que por momentos depende demasiado de su eficacia externa, una herramienta válida cuando se cuenta con tantos buenos tiradores, pero peligrosamente fluctuante. En ese marco, cabe preguntarse si Nueve tiene un plan B.
"La alternativa es defender mejor, porque nos sentimos cómodos jugando al tiro externo. Una buena defensa nos permite tener menos eficacia y seguir en juego, corriendo un poco más, para hacer puntos fáciles. Son cosas que van de la mano, aunque también estamos trabajando la movilidad y el pase extra", señaló Luchino.

Lo que viene
En caso de hacerse fuerte en casa, Nueve se acercará al objetivo máximo para esta etapa, la de ser primero y meterse directamente en los playoffs de la Conferencia Norte, donde esperarán rivales de Santa Fe, la Mesopotamia o el Noroeste argentino. De no alcanzarlo, un buen consuelo será terminar segundo o tercero para afrontar, con ventaja deportiva, una reclasificación al mejor de cinco juegos, nuevamente ante un rival de la zona actual.